Washington, DC - Las personas que necesitan un aborto en muchos estados tendrían que viajar bastante más lejos para recibir atención médica si las protecciones constitucionales para el aborto se debilitan o anulan, según nuevas estadísticas del Guttmacher Institute publicadas hoy. Los expertos de Guttmacher predicen que, si la Corte Suprema de los Estados Unidos anulara Roe v. Wade — la decisión federal que protege el derecho al aborto a nivel nacional — 26 estados con toda seguridad o muy probablemente promulgarán leyes para prohibir el aborto.

Las nuevas proyecciones, presentadas en un mapa interactivo, muestran el impacto significativo que tal decisión tendría en las personas que necesitan un aborto. El mapa presenta tres escenarios legales que podrían hacerse realidad en esos 26 estados: la prohibición total del aborto, la prohibición a las 15 semanas de gestación y la prohibición a las 20 semanas de gestación. Por ejemplo, la prohibición total del aborto aumentaría la distancia promedio de conducir, ida sola, para llegar al proveedor más cercano en:

  • 630 millas o 1,720% en Louisiana
  • 567 millas o 6,803% en Florida
  • 525 millas o 3,017% en Texas
  • 428 millas o 638% en Mississippi
  • 247 millas o 837% en Utah

“Es un hecho bien conocido que las restricciones al aborto no impiden que las personas necesiten el procedimiento. En cambio, hacen que la atención esté fuera del alcance de muchas personas al hacer que el aborto sea más costoso y logísticamente difícil de conseguir. Si se revoca Roe v. Wade, las personas que buscan un aborto tendrán que viajar mucho más lejos para recibir atención. Peor aún, los estados que probablemente prohibirán el aborto están todos juntos, especialmente en el sur y el medio oeste del país, y es posible que las personas tengan que cruzar varias fronteras estatales para llegar al proveedor más cercano”, dijo la Dra. Herminia Palacio, presidenta del Guttmacher Institute. “El aumento en la distancia y el tiempo de conducir representa grandes barreras para muchas personas. Está demostrado que algunos grupos son afectados de manera desproporcionada por las restricciones al aborto, incluidas las personas de bajos ingresos, las personas de color, las personas jóvenes, las personas LGBTQ y las personas que viven en zonas rurales”.

El mapa interactivo también muestra los estados donde se espera que el aborto continúe siendo legal, y los cuales tendrían el proveedor más cercano para aquellas personas en edad reproductiva que viven en los estados donde el aborto estaría prohibido. Por ejemplo, el número de mujeres de 15 a 49 años de otros estados para quienes el proveedor de servicios de aborto más cercano estaría en Kansas aumentaría en un 1,362% a 7.7 millones bajo una prohibición total del aborto en los estados afectados, y el número de mujeres que encontraría su proveedor más cercano en Illinois aumentaría en un 8,651%, a 8.9 millones de personas, bajo este escenario.

Roe v. Wade, la histórica decisión de la Corte Suprema del año 1973 que afirmó el derecho constitucional al aborto en los Estados Unidos, está en peligro este año. Para octubre de 2021, los estados ya han promulgado más de 100 restricciones al aborto, superando el récord de 89 restricciones establecido en el año 2011. Una de esas restricciones es una ley de Texas que prohíbe el aborto a las seis semanas de gestación y la cual entró en vigor después de que la Corte Suprema se negó a bloquearla. El 1 de diciembre de 2021, la Corte Suprema escuchará los argumentos orales en Dobbs v. Jackson Women’s Health Organization, un caso que involucra una ley de Mississippi que prohibiría el aborto después de las 15 semanas de embarazo.